Castilla y León: El Sindicato Médico cuestionó ya hace un mes la calidad de los menús

 

Los sanitarios en el medio rural de Castilla y León, los que se encargan de las urgencias y la atención continuada, comen productos caducados, precocinados y con ingredientes poco saludables como aceites de palma. Son algunas de sus quejas del actual servicio después de años de litigios para conseguir recuperar su manutención en las jornadas de guardia. La Consejería de Sanidad ha anunciado que exigirá a la empresa responsable de este catering «garantías de seguridad y calidad». Sin embargo, el problema ya fue comunicado a la Gerencia de Salud un mes antes. Así lo asegura la CESM que envió una carta con los detalles de los problemas de este servicio. No solo con el de que sean escasamente saludables sino de que se repartan «en solo tres días, con lo que la comida y la cena se sirven al menos con un día y en el caso de los lunes» y los alimentos están tres jornadas antes en el centro de salud. Indicaba además la misiva que las instalaciones no están preparadas para tal acúmulo de comidas y otros aspectos de seguridad y salubridad.

FUENTES: Comunicado CESM-CYL     elnortedecastilla.es

Facebooktwitterlinkedinmail