CESM se dirige al ministro para pedir explicaciones por las mascarillas defectuosas

La carta ya ha sido recibida por el Ministerio

Mascarillas distribuidas

Desde la Confederación Estatal de Sindicatos Médicos (CESM) hemos remitido una carta al ministro de Sanidad, Salvador Illa, para pedir información sobre las mascarillas defectuosas distribuidas en diferentes sistemas de salud autonómicos. En una misiva firmada tanto por el presidente de CESM, Tomás Toranzo, como el secretario general, Gabriel del Pozo, quieren saber cuántas unidades se compraron, cuántas se han repartido, qué piensa hacer con los posibles contagios por el material defectuoso, qué medidas tomará para evitar estos problemas y cuántas unidades se han devuelto.

Se trata de las mascarillas FPP2 de color verde de Garry Galaxy modelo N95 que se repartieron y que fueron retiradas porque no cumplían con la norma UNE-EN149:2001+A1:2010, utilizadas en comunidades como Castilla-La Mancha, Murcia o Galicia. 

A continuación compartimos la carta que ya ha recibido el Ministerio de Sanidad:

Excmo. Sr. Ministro de Sanidad:

En los últimos días una nueva y honda preocupación se ha añadido a la incertidumbre que acompaña, ya de manera lacerante, a los profesionales sanitarios en general, y de forma muy especial a los médicos y demás profesionales con asistencia directa a paciente afectados de Covid19.

La distribución desde su Ministerio de una gran partida de mascarillas FPP2, de la marca Garry Galaxy, modelo N95, a distintos Servicios de Salud de nuestro Sistema Nacional de Salud, ha sido la gota que ha colmado el vaso. Esa honda y creciente preocupación se atribuye ya de manera indefectible a la gestión que, de esta pandemia, se está realizando desde su departamento, y se está transformando en una indignación creciente, que exige de su parte soluciones inmediatas e información clara y transparente, así como acciones por nuestra parte, como Organización Sindical, que garanticen su seguridad y la defensa sus legítimos derechos e intereses.

En ese sentido, y en aras de contribuir a serenar ese deteriorado clima referido anteriormente, les solicitamos se nos informe detalladamente de los siguientes extremos:

• Número total de mascarillas de la marca Garry Galaxy, modelo N95 que fueron adquiridas por ese Ministerio, y fechas de su adquisición.
• Relación de los Servicios de Salud a los que fueron distribuidas, especificando cantidad y fechas.
• Fecha en la que informaron a esos Servicios de Salud de las deficiencias técnicas que las hacían inadecuadas para la protección frente al SARS-Cov2 e indicaban su retirada.

• Relación y cuantificación del número de mascarillas que, o han sido devueltas al Ministerio, o han sido retiradas de su uso, por cada uno de los servicios de salud a los que habían sido enviadas.

Por último, también solicitamos información sobre las medidas que se han adoptado para cuantificar los posibles contagios que por el uso de estas mascarillas se hayan producido, así como información sobre qué medidas se van a tomar, o se han tomado, en orden a evitar más compras de material no homologado que ponen en peligro la seguridad y la salud de los profesionales
del SNS.

No olvide que, aunque desde instancias gubernamentales se hable poco de ello, o sutilmente se trate de enmascarar, más de 32.000 sanitarios están afectados a días de hoy de Covid19, y que el número de fallecidos es inasumible e inaceptable desde cualquier punto de vista, lo que junto con los datos que conocemos de la evolución de la pandemia en España les deberían hacerse replantear la práctica totalidad de la gestión que están realizando al efecto.

Quedamos a la espera de la información solicitada.

Facebooktwitterlinkedinmail
instagram