CESM sigue trabajando para lograr una jubilación anticipada voluntaria para médicos

Sigue la toma de contacto con diferentes actores implicados

El acceso a una jubilación anticipada voluntaria sin merma económica para los médicos es una preocupación en la que la Confederación Estatal de Sindicatos Médicos (CESM) lleva trabajando desde hace años. Agravada la necesidad por la irrupción de la pandemia, ya en 2011 se elaboró un documento desde el Centro de Estudios CESM Granada a cargo de María Jesús Hidalgo, Vicente Matas y otros miembros sindicales en el que se llevaba a cabo una propuesta de jubilación para el personal facultativos del Sistema Nacional de Salud, con su justificación, el marco legal aplicable o las bases de partida. En aquel momento se planteaba una opción de jubilación flexible y voluntaria entre los 60 y 70 años que se sigue manteniendo.

Desde entonces, y en numerosas ocasiones, CESM ha reiterado la necesidad de articular esta opción para los médicos, de la que sí disfrutan otros colectivos profesionales. En concreto, el pasado mes de junio se presentó el estudio llevado a cabo por el grupo de nocturnidad del sindicato madrileño AMYTS y los responsables de Salud Laboral de la Confederación con el objetivo de solicitar una jubilación anticipada para todos los facultativos que realizan trabajo nocturno que permita luego sumarse al resto de profesionales. La propuesta fue registrada ante el Ministerio de Inclusión, Seguridad Social y Migraciones junto con la documentación necesaria para iniciar el procedimiento y enviada a diferentes entidades responsables para su toma en consideración.

Además, se han enviado varias cartas a organismos como las ministras de Trabajo y de Sanidad, el Defensor del Pueblo, la Dirección General de Ordenación de la Seguridad Social, la Federación Europea de Médicos Asalariados (FEMS), el director de la Oficina OIT en España, la Asociación Española de Especialistas en Medicina del Trabajo, la Sociedad Española de Medicina y Seguridad y Salud en el Trabajo o la Sociedad Española de Seguridad y Salud en el Trabajo. En ellas se informa de las propuestas presentadas y se reclama la necesidad de reconocer este derecho a un retiro voluntario anticipado para los médicos sin sufrir merma económica.

La propuesta de CESM ha contado también con el respaldo del Foro de la Profesión Médica, que en su reunión de septiembre recordaba la necesidad de que se articule un procedimiento que permita a los médicos computar sus horas de guardia trabajadas para poder solicitar una jubilación anticipada voluntaria sin merma económica. Además, se ha querido analizar en profundidad cómo y cuándo llevar a cabo una jubilación sin tener que renunciar a una importante cantidad económica.

 

Accede aquí al informe completo de CESM de 2011.

Accede aquí al documento CESM sobre jubilación.

Facebooktwitterlinkedinmail
youtubeinstagram