Ceuta denuncia al INGESA para pedir material urgente para los profesionales

Considera inadmisible que en España cerca del 15% de los casos positivos correspondan a personal sanitario, algo que achacan a la falta de protección

El secretario general de CESM junto a los responsables de sindicato y colegio de médicos de Ceuta
El secretario general de CESM junto a los responsables de sindicato y colegio de médicos de Ceuta

Al igual que han hecho diferentes Comunidades Autónomas en sus respectivos territorios y la Confederación Estatal de Sindicatos Médicos (CESM) contra el propio Ministerio de Sanidad, el Sindicato Médico de Ceuta también ha presentado denuncia en el juzgado contra el INGESA pidiendo medidas cautelarísimas para que se dote con carácter urgente e inmediato de los materiales de protección necesarios a los profesionales sanitarios de la ciudad autónoma.

Según ha informado la prensa local, el Sindicato ha presentado este lunes una demanda ante el juzgado de lo social para intentar conseguir los recursos necesarios de protección para los profesionales sanitarios frente al COVID19. La demanda está respaldada por otras de diferentes profesionales de la sanidad ceutí que coinciden en que actualmente no cuentan con los medios de protección suficientes ante el riesgo de contagio. Se trata de una medida imprescindible para prevenir la salud tanto de trabajadores sanitarios como de los ciudadanos.

La demanda reclama el aprovisionamiento urgente e inmediato, en el término de 24 horas, de los recursos para el Hospital Universitario de Ceuta, los centros de salud de Atención Primaria, los servicios de urgencia y emergencia del SUAP y del 061. Los materiales demandados son gafas de protección ocular, guantes de protección, pantallas de protección facial, batas impermeables, mascarillas FPP2 y Fpp3 y prendas de protección de cuerpo completo.

El Sindicato Médico confederado en CESM señala que es imprescindible proteger adecuadamente a los sanitarios en esta crisis por el coronavirus, ya que son quienes se exponen de manera continuada al virus. Si se contagian, se debilita la primera línea de defensa contra el virus y además pueden ser una fuente de contagio no controlada.

Además, considera inadmisible que en España cerca del 15% de los casos positivos por COVID19 correspondan a personal sanitario, algo que achacan a la falta de protección adecuada en el desempeño de su labor. El organismo afirma, además, que la singularidad geográfica de Ceuta hace especialmente vulnerable a la población en caso de pasar de la fase de contención en la que estamos actualmente a la fase de propagación. De ahí que el sindicato confíe en que la autoridad judicial intervenga y garantice la seguridad de los profesionales sanitarios y de los pacientes ceutíes.

Facebooktwitterlinkedinmail
instagram