El Sindicato Médico de Navarra pide eliminar la exclusividad a los médicos que considera un «agravio retributivo»

Han recogido y presentado las solicitudes personales de más de 140 médicos a la consejera de Salud navarra

Los responsables del SMN en una rueda de prensa anterior.

El Sindicato Médico de Navarra (SMN) ha considerado «prioritario eliminar cualquier agravio retributivo como es el régimen sancionador que supone el concepto de la Exclusividad, tal y como está ahora contemplado en la Comunidad foral».

El sindicato ha defendido que «el complemento lo puedan percibir todos los facultativos que trabajan en la sanidad pública y compatibilizan su trabajo con cualquier actividad privada, tal y como se ha regulado hace más de una década en la gran mayoría de las comunidades autónomas». «Sólo Asturias, Galicia y Navarra mantienen esta discriminación salarial entre médicos exclusivos (sólo trabajan en la sanidad pública) y no exclusivos (pueden desarrollar además una actividad privada) siendo que ambos realizan el mismo trabajo, con la misma dedicación y responsabilidad», ha remarcado en una nota.

La organización ha criticado que en Navarra «este tema se mantiene bloqueado, legislatura tras legislatura, por decisiones políticas que no están respaldadas por una razón laboral o asistencial». Y ha destacado que «este es uno de los puntos pendientes de la negociación, entre el Departamento de Salud y el SMN, sobre las condiciones laborales y retributivas de los médicos navarros y que, tras la huelga de facultativos en 2019, tenía plazos acordados para el primer semestre de 2020, viéndose sin embargo arrinconada por la infección Covid-19 y la actitud de la Administración».

Para el sindicato, la exclusividad es una «penalización activa con ánimo de disuasión» ya que «aquel médico de la sanidad pública que desee realizar una actividad complementaria va a ver recortado su complemento específico hasta un nivel sancionador, por debajo del que percibe cualquier otro trabajador no cualificado del Servicio Navarro de Salud».

Asimismo, ha resaltado que supone «una ventaja para los compañeros de comunidades limítrofes que, además de tener unos salarios mayores que los forales, no sufren ningún recorte por razón de la Exclusividad, y tienen por ello la posibilidad de abrir sus consultas privadas en Navarra sin competencia alguna».

«Es, por tanto, más rentable para un médico navarro ejercer su profesión en la sanidad pública de La Rioja o del País Vasco donde, además de disfrutar de mejores condiciones, tiene también la posibilidad de ejercer su actividad privada en Navarra, en este caso ya sin ninguna penalización», ha subrayado.

Según una encuesta realizada por el SMN, el 96,8% de los encuestados considera que «si se realiza un mismo trabajo se debe cobrar el mismo salario», el 86% cree que la eliminación de la Exclusividad, sin merma retributiva, es «una medida adecuada para impedir la fuga de facultativos de Navarra»; el 91.4% opina que la eliminación de esta penalización «puede hacer más atractivo el trabajo médico en Navarra»; y un 94.9% «apoyan las iniciativas del SMN para conseguir que se introduzcan las medidas legislativas que equiparen a Navarra con el resto de España y se elimine la Exclusividad».

Por este motivo, el sindicato ha recogido y presentado las solicitudes personales de más de 140 médicos a la consejera de Salud, Santos Indurain, para que «promueva y elimine la discriminación salarial de los facultativos del SNS-O por razón de la dedicación en régimen de no exclusividad».

Accede aquí al informe completo del SMN sobre la Exclusividad.

Facebooktwitterlinkedinmail
youtubeinstagram