CESM lamenta que la falta de medidas de previsión de Ingesa hayan contribuido al desbordamiento de la situación sanitaria en Ceuta

Recuerdan a Sanidad que es hora de tomar en serio las reivindicaciones de los profesionales

La situación de caos que se vive desde este lunes en la ciudad autónoma de Ceuta por la llegada masiva de inmigrantes desde Marruecos ha desbordado por completo la ya mermada sanidad ceutí, con una considerable falta de recursos humanos y materiales que situaciones como esta vuelven a poner en evidencia.

Hace poco más de quince días, la Confederación Estatal de Sindicatos Médicos (CESM) se reunía con los responsables del Ministerio de Sanidad y del Ingesa, de quien depende el sistema sanitario de la ciudad, y constataba la falta de medidas y el total abandono por parte de los responsables sanitarios hacia las ciudades autónomas. En los últimos años el sindicato médico ha venido reclamando que se adoptaran medidas que contribuyeran a dotar a la sanidad ceutí de los recursos necesarios, como la declaración de zona de difícil cobertura o incluso de potencial conflicto y desastre ante los riesgos de que ocurran situaciones como la que ahora se está viviendo.

La Confederación ha insistido en la necesidad de que Ceuta contara con los suficientes medios y recursos tanto materiales como humanos para hacer frente a la normal asistencia sanitaria de un territorio en el que diariamente se contabilizan unas 30.000 personas transfronterizas y que ahora se ven desbordados de igual modo por una situación coyuntural y política en la que además de atender a la población se debe hacer frente a toda una serie de urgencias e incidencias que sobrepasan la capacidad asistencial de los profesionales, que en muchos casos han acudido voluntariamente a zonas como la playa de El Tarajal para prestar servicio.

En este sentido, el sindicato agradece la labor realizada por Cruz Roja en tareas humanitarias, pero recuerda que la asistencia sanitaria para hipotermias, luxaciones o roturas, reanimaciones o curas corresponde a los profesionales médicos de un sistema sanitario que tiene los servicios hospitalarios, de urgencias y de Atención Primaria también saturados.

Por todo lo anterior, CESM quiere agradecer su entrega a los médicos de la ciudad para que la calidad asistencial de la población ceutí se mantenga al mismo nivel que la de cualquier otra persona del territorio nacional, pero del mismo modo insiste en la necesidad de sacar conclusiones de esta lamentable coyuntura para poner solución al problema en un futuro inmediato, algo que pasa por el diálogo, las reuniones y la consideración de manera seria de las reivindicaciones de Ceuta y Melilla. El sindicato mantiene la mano tendida a los responsables del Ingesa y del Ministerio de Sanidad pero recuerda que de poco sirven las palabras vacías ante necesidades de los profesionales de ambas ciudades que llevan años poniéndose sobre la mesa sin lograr ninguna mejoría.

Facebooktwitterlinkedinmail
youtubeinstagram